Seis tiendas de ropa de segunda mano que debes seguir en Instagram

Cada vez son más las personas que se suman a la compra de ropa de segunda mano, y no es para menos. Además de que es una alternativa que ayuda a reducir el impacto medioambiental de la industria textil (la segunda más contaminante del mundo), también permite vestir con piezas únicas, a un precio bastante asequible. 

Es precisamente gracias a la popularidad que ha alcanzado la ropa de paca en los últimos años que hoy en día encontramos muchísimas opciones locales de tiendas virtuales (y físicas) en las redes sociales bajo este concepto. ¿Te declaras fan de la moda de segunda mano? Entonces deberías seguir estas seis cuentas de Instagram. ¡Hay para todos los gustos y necesidades!

@tucomplementord

Inició como una asignación para una materia de maestría y terminó siendo una de las tiendas de moda sostenible más seguidas en Instagram. Joanna Cruz, propietaria de @tucomplementord, cuenta que en su espacio las personas pueden encontrar ropa de damas, caballeros, niños, ropa íntima, hogar, deportiva, trajes de baño y accesorios. “Iniciamos como tienda virtual, luego en una habitación, después un local pequeño. De ahí pasamos a tener dos locales, luego uno más grande y ahora local y almacén”, explica.

Además de vender piezas de segunda mano al detalle, Tu Complemento también vende al por mayor y distribuye pacas a otras tiendas. Una de sus particularidades es que son un comercio de intercambio, es decir, reciben ropa en buen estado de los clientes por la que ofrecen un crédito que puede utilizarse para comprar en la tienda.

@casidao

Si hay una cuenta que deban seguir los amantes de los cómics y la cultura pop, esa es @casidao. La particularidad de esta tienda es que todo cuesta 100 pesos: desde CDs, LPs, calcomanías hasta t-shirts, posters y cómics. 

“De niño, conocí lo que era el mercado de las pulgas, allí encontré t-shirts con temática de cómics, videojuegos, películas y bandas de rock que no había en las tiendas o boutiques del país a un bajo precio. Comprando para regalarle a mis amigos me di cuenta de que podía ser un buen negocio” cuenta su propietario.

A su consideración, la clave de su éxito radica en que se dirigen a un público en específico y tienen un precio único para las mercancías. A eso agrega el hecho de que aparte de ser tienda virtual, también cuentan con un espacio físico donde tienen todo perfectamente organizado para que el cliente encuentre lo que busca y ofrecen asesoría.

@lorabella.rd

Los vestidos y blusas son el fuerte de @lorabella.rd, un proyecto que nació como terapia contra la depresión de su creadora, Indhira Brito. “La ropa de segunda mano siempre ha tenido un encanto para mí. Hacer una actividad que me gustara y que pudiera convertir en un negocio fue lo que me llevó a abrir Lorabella, en el 2019, en medio de la incertidumbre que atravesaba en ese momento”, explica.

Comenzó seleccionado piezas en tiendas donde venden ropa de paca y modelándolas en su cuenta de Instagram, método que todavía conserva. Luego de dos meses solo utilizando Instagram, decidió abrir una tienda física, porque pensó que al igual que ella, a muchas mujeres les gustaría poder probarse la ropa antes de realizar una compra. 

Además de la ropa de segunda mano, en su perfil ofrece consejos de moda, inspiraciones para combinar atuendos y un toque especial de motivación y crecimiento personal. El servicio, la interacción con la comunidad de mujeres que ha formado con el tiempo, expresarles lo que siente con cada pieza que muestra, disfrutar lo que hace y transmitirlo con amor y autenticidad han sido las claves de su éxito.

@marrod_rd

 

El target de @marrod_rd son las mujeres, lo que quiere decir que allí encontrarás todo tipo de piezas femeninas, tanto nuevas como de segunda mano. Este proyecto comenzó en el 2009 cuando su fundadora, Marleny Martínez, inició la universidad. “Inicialmente comencé a hacerlo porque me gusta mucho todo lo que tenía que ver con ropa, moda, ventas y demás, y en el 2014 le di formalidad al proyecto, llevándolo a Instagram”, expresa. 

En un principio, dice que lo veía como un hobbie, pero con el tiempo se fue convirtiendo en una pasión que le generaba ingresos extra. “Hice pausa en el 2015 y en el 2016 junto a mi esposo le dimos otro giro al proyecto”. 

A su consideración, lo que los distingue de las demás tiendas virtuales de segunda mano es el servicio personalizado que brinda a cada clienta. “Siempre digo que el éxito está primero en poner todo en manos de Dios y luego hacer las cosas con amor y dedicación. Este es un proyecto que amo y disfruto muchísimo cada proceso, desde la clasificación de las piezas hasta el empacado”, confiesa Martínez.

Concluye diciendo que en Marrod no solo venden indumentaria; también se preocupan por crear experiencias agradables. “Nos alegra bastante saber que estamos ayudando a que muchas personas entiendan que sí podemos darle una segunda oportunidad a la ropa y que no hay que desecharla”.

@yanelfistylo

 

El concepto de @yanelfistylo es un poco distinto a los demás, pues la tienda se enfoca en ofrecer exclusivamente ropa de firmas europeas, tanto nueva como de segunda mano, a precios asequibles. Tal y como cuenta su creadora, Yanelfi Alonzo, quien es estilista de moda certificada, en este espacio también se encargan de brindar asesoría de imagen directa a los clientes.

¿Cómo inició el proyecto? “Desde siempre me ha gustado el negocio de las ventas de ropa. A mis 17 años puse mi primer negocio y desde entonces esta es mi vida. Mi familia siempre ha vendido ropa, o sea que ya esto lo llevo en la sangre, más que me enseñaron el valor del trabajo, y hasta ahora es lo que he hecho para mantener mis hijos y crecer”, comenta Alonzo. 

A la fecha, Yanelfi Stylo cuenta con tres tiendas físicas en donde las personas pueden encontrar ropa europea para damas, caballeros y niños de buena calidad. El buen servicio que ofrecen a los clientes es lo que, a su criterio, ha permitido que su propuesta sea exitosa. 

@marlenemolinadesign

Marlene Molina es una diseñadora que cree firmemente en la moda sostenible. Es por eso que creó @marlenemolinadesign, un espacio físico en el que encuentras sus creaciones, hechas 100 % de lino, un tejido biodegradable que se puede reciclar, así como accesorios vintages a los que ella da una segunda vida. 

“Me gusta crear despacio y dedicando a cada pieza el tiempo requerido. También tenemos clientes que prefieren confección a la medida y esto es maravilloso porque asegura una larga vida a la pieza”, explica la también diseñadora de interiores.

Ir a la fuente
Author:

Powered by WPeMatico