La UE vuelve a paralizar lotes de Janssen por seguridad y amplía la capacidad de producción de Moderna en Europa

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) ha dado este viernes una noticia buena y otra mala para el proceso de vacunación contra la Covid. Por una parte, ha recomendado que se paralice la distribución de una serie de lotes de vacuna Janssen que se fabricaron al mismo tiempo que otros que resultaron estar contaminados por una bacteria. Aunque la decisión se toma para extremar la seguridad y pese a que se sabe que los lotes destinados a la UE no están adulterados, el organismo no ha podido asegurar este viernes que el nuevo parón no vaya a afectar al suministro europeo. Por la parte positiva, ha autorizado el aumento de la capacidad de producción de la vacuna de Moderna en Monts (Francia), un cambio que confía en que contribuya a aumentar las cantidades disponible de este suero.

En cuanto a Janssen, el nuevo contratiempo se ha originado en una fábrica de Maryland, Estados Unidos, donde se ha sabido que un lote de la sustancia activa de esta vacuna «se ha contaminado con materiales de otra vacuna que se fabricaba en la misma planta», ha informado la EMA en un comunicado.

Aunque asegura que este lote no tiene relación con los destinados al mercado europeo, que «no están afectados por la contaminación cruzada» que se ha detectado, «por precaución» y por «salvaguardar la calidad de las vacunas» la EMA recomienda que no se distribuyan los lotes que se fabricaron al mismo tiempo en que se produjo la adulteración.

«Las autoridades de la UE están haciendo todo lo posible para asegurar los suministros y mitigar los efectos de cualquier retraso en la entrega de esta vacuna», dice la EMA sobre un episodio que recuerda a otro, también ocurrido en una fábrica de Estados Unidos, que en abril pasado retrasó varios días la llegada de las primeras vacunas de Johnson&Johnson y se suma los continuos problemas de producción que han abocado a que la llegada de esta vacuna a Europa esté siendo mucho más lenta y menos numerosa de lo que se esperaba.

El retraso en la entrega de Janssen que no descarta la EMA quizá pueda compensarse en parte por la decisión que ha tomado este viernes su Comité de Medicinas Humanas de aprobar una nueva planta de producción de la vacuna finalizada de Moderna, en Francia. También ha dado su «opinión favorable» a varias plantas alternativas para el control de lotes de este mismo suero, ambos en Estados Unidos.

«En conjunto, se espera que estos cambios permitan una producción adicional de dos millones de viales listos para usar en el mercado europeo cada mes. Incrementará el suministro de vacuna en la UE», ha informado la EMA en otro comunicado.

A lo largo de su reunión de esta semana, su comité de seguridad (PRAC) ha incluido otra contraindicación para el uso de la vacuna de AstraZeneca, que no debería administrarse a personas que hayan sufrido previamente una dolencia llamada «síndrome de fuga capilar», que se caracteriza por la salida de plasma sanguíneo a través de las paredes capilares, desde el sistema circulatorio de la sangre hasta los tejidos circundantes, compartimientos musculares, órganos o cavidades corporales.

«Debería añadirse a la información del producto como un nuevo efecto adverso de la vacuna con una alerta para sanitarios y pacientes por este riesgo».

Ir a la fuente
Author: redaccion@20minutos.es (Clara Pinar)

Powered by WPeMatico