Energía de la Nación: Si Epec tiene otra estructura de costos, debería explicarlo así y no hablar de discriminación

“En la Argentina no existe el subsidio a la distribución eléctrica, ni en Edenor ni en Edesur, ni en ninguna provincia de la Argentina. Lo que existe es un precio de la energía uniforme en todo el país, y luego las autoridades provinciales, sobre ese precio, establecen el que cobra cada distribuidora, en este caso, la Epec de Córdoba”.

Con esas palabras, Federico Basualdo, subsecretario de Energía Eléctrica, que depende de la Secretaría de Energía de la Nación, le respondió a los funcionarios provinciales, incluido el gobernador Juan Schiaretti y el ministro de Servicios Públicos Fabián López, quienes a su turno hablaron de un trato discriminatorio del Gobierno central hacia Córdoba en materia de subsidios a la electricidad.

Toda la polémica surgió luego de una nota publicada por La Voz el domingo en relación con el tema.

“Por ejemplo, una factura residencial media en el Amba paga 870 pesos mensuales y en Epec, 2.449 pesos mensuales, con el mismo volumen de energía consumido. Esto implica una diferencia de casi 200 por ciento que no tiene que ver con que Edenor y Edesur reciben subsidios, sino de que Epec cobra un valor agregado de distribución (VAD) que es un ingreso para la distribuidora mucho más elevado”, explica Basualdo.

Y agrega: “Para tener una idea, en Edenor y Edesur la energía representa el 50% de la factura final, mientras que en el caso de Epec, representa el 18%. Es decir, el 82% de la factura, sacando los impuestos nacionales, en el caso de Córdoba, lo recauda la distribuidora. Esto no responde a una politica de nacional de discriminación hacia ninguna provincia, sino que es una decisión autónoma de cada provincia respecto de qué costos descargar en la factura eléctrica”.

–Epec suele argumentar que los costos de distribución de energía en Córdoba (y otras provincias) son mucho mayores, respecto del Amba, porque en ese distrito hay una alta concentración de usuarios en una superficie pequeña, lo que abarata el servicio. ¿Cómo analiza ese argumento?

–Suena razonable como explicación, pero justamente abona a lo que decimos nosotros desde la Secretaría de Energía: no hay una discriminación de la Nación respecto de la provincia de Córdoba u otras provincias, sino que puede haber diferentes estructuras de costos, que en este caso lo evaluará la Epec y que responde a la decisión de la Epec. La Epec tendría que explicarlo de esta manera, y no decirle a los funcionarios provinciales que están siendo discriminados. Para dejarlo claro, no existe ningún subsidio a la distribución eléctrica, ni en Amba ni en el resto del país, fácilmente se puede chequear en el Presupuesto Nacional que se vota en el Congreso y del cual son parte los diputados elegidos en Córdoba.

–El Gobierno de Córdoba dice que Edenor y Edesur le deben 73.900 millones de pesos a Cammesa, que es “un rulo que se les terminará perdonando”. Y asegura que en Amba hay una tarifa barata porque, a esa deuda, pagarán todos los argentinos.

–Me parece interesante esa perspectiva porque me da pie para hablar del traspaso de jurisdicción de Edenor y Edesur [durante el Gobierno de Mauricio Macri, pasaron a un ente metropolitano con participación de Caba y de PBA]. Ese traspaso se dio en el marco de una condonación fabulosa de deuda que tenían las distribuidoras con el Estado nacional. Para que quede claro: la política que se aplicó durante el gobierno anterior, eso sí fue una condonación de deuda. Nosotros no condonamos deuda, hay distintos mecanismos que, en el marco de la pandemia, se están implementando para ayudar a las distribuidoras a enfrentar los pagos de energía, y se aplican a Edenor, a Edesur, a Epec y al resto de las distribuidoras que se endeudaron con Cammesa en el marco de la emergencia sanitaria. Ahora, en función con las herramientas que implementó el Poder Ejecutivo, estamos ordenando ese desequilibrio en la cadena de pagos del sector, pero de ninguna manera hay una discriminación en ese sentido.

–¿Más allá de esto, por qué se volvió atrás con el traspaso?

–El traspaso de las concesiones de Edenor y Edesur a la Provincia (de Buenos Aires) y a la Ciudad de Buenos Aires estuvo mal hecho. Incluso, hay distintos dictámenes jurídicos, tanto del ente regulador como de la Secretaría de Energía que establecen que no se respetaron las competencias establecidas en la Constitución Nacional, en particular la cláusula que se refiere al comercio interjurisdiccional. Con lo cual no es que sólamente se volvió para atrás, sino que estuvo tan mal hecho que hubo que volver para atrás.

Ir a la fuente
Author: Pablo Petovel

Powered by WPeMatico